ENTRADA

Si ya es duro el momento en el que un familiar fallece, la situación muchas veces se complica cuando llega la hora de repartir sus bienes e inmuebles. No es oro todo lo que reluce y, por la experiencia de los casos que recibo frecuentemente en mi despacho, te puedo asegurar que la herencia del difunto puede traer problemas entre los herederos, incluso habiendo dejado todo por escrito en el testamento. Por desgracia, muchos herederos no quedan satisfechos con el reparto por diversos motivos, por eso, la ley da la posibilidad de reclamar una herencia que ya ha sido repartida.

Factores que influyen en la reclamación de una herencia ya repartida

Es totalmente comprensible que alguno de los herederos no esté conforme con el reparto de la herencia y que desee reclamarla. Sin embargo, reclamar una herencia ya repartida no es tan sencillo como parece, esta reclamación dependerá de varios factores, que a continuación, te detallo:

  • El primer factor es determinar si la herencia se ha repartido de manera legítima, es decir, debe existir un testamento y el reparto que en él haya dejado el difunto, debe ser respetado, a menos que sea considerado nulo o en contra de la ley. Si existen dudas de la legitimidad del reparto de la herencia, se puede recurrir a un juez para que lo determine.
  • El tiempo que ha transcurrido desde el reparto de la herencia también es fundamental. En España, como en muchos otros países, existe un plazo límite de prescripción para reclamar la herencia que ya ha sido repartida. Una vez pasado este tiempo, no se puede realizar la reclamación. Esos plazos son los siguientes:
    • 5 años para las reclamaciones de pagos periódicos.
    • 6 años para las reclamaciones de bienes muebles.
    • 30 años para las reclamaciones de bienes inmuebles.
  • Otro factor que influye en el derecho a reclamar una herencia es si, anteriormente, el heredero que desea realizar la reclamación ha llegado a algún acuerdo previo con los otros herederos. Si así ha sido, la nueva reclamación que intente llevar a cabo no será aceptada legalmente.
  • Es importante que la persona que quiera reclamar la herencia sea heredero legítimo. Para ello, debe presentar una serie de documentos que demuestren la relación de parentesco con el difunto, como certificados de nacimiento, matrimonio, adopción, etc.
  • Por último, es vital descubrir si existe algún conflicto entre los herederos. Si existiera y este es muy fuerte, incluso sería necesario recurrir a un mediador o ir a juicio para resolver la situación. Te aconsejo que, si te ves envuelto en esta