ENTRADA

Comparte en la red...
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin

En anteriores posts he hablado del activo y pasivo de una herencia o de los problemas que puede haber al aceptar una herencia, pero, en esta ocasión, quiero centrarme en la partición de una herencia.

En muchas ocasiones se confunde la partición de una herencia con la declaración de herederos, pero la partición no puede tener lugar hasta que no se haga la declaración, es decir, hasta que todos los herederos hayan aceptado o rechazado la herencia.

Puede ocurrir que entre el fallecimiento del causante y la aceptación o repudiación de la herencia transcurra un tiempo, en este caso hablamos de herencia yacente.

¿Qué es la partición de la herencia?

La partición de una herencia consiste en repartir los bienes  que forman la herencia entre los coherederos.  Es el momento más conflictivo, sobre todo si existen rencillas familiares o desacuerdos.

¿Qué tipos de partición existen?

Para hablar de los tipos de partición de una herencia debemos distinguir varios supuestos:

  • Hay testamento y el testador ya ha hecho el reparto de bienes concreto.
  • Hay testamento y el testador no ha hecho el reparto pero ha nombrado a un contador-partidor para que lo haga.
  • Hay o no testamento pero los herederos se han puesto de acuerdo sobre el reparto de bienes.
  • Hay o no testamento y los herederos no se ponen de acuerdo sobre cómo repartir los bienes de la herencia o sobre el nombramiento de un contador-partidor. En este caso, los herederos que representen al menos un 5% del caudal hereditario, podrán solicitar a un Tribunal o a un Notario que nombre a un contador-partidor. A continuación, se citará a los herederos que no hayan hecho la solicitud de nombramiento de contador-partidor para que manifiesten lo que estimen oportuno. Finalmente, se nombrará al contador-partidor que elaborará el cuaderno particional.

Como consecuencia de lo anterior, podemos hablar de tres tipos de partición de una herencia:

  • Voluntaria (cuando los herederos están de acuerdo).
  • Judicial (cuando los herederos no están de acuerdo y recurren a un juzgado).
  • Hecha por contador-partidor (que puede ser nombrado por el testador o por el juez).

¿Qué documentos se necesitan para hacer la partición de una herencia?

Para realizar la partición de una herencia será necesaria la siguiente documentación:

  • Certificado de últimas voluntades, que se solicita en el Ministerio de Justicia y por el que habrá que abonar la tasa que corresponda.
  • Certificado de defunción de la persona fallecida, que se solicita de forma gratuita en el Registro Civil.
  • Testamento, que podremos solicitar con el certificado de últimas voluntades, el de defunción y el DNI.
  • Títulos de propiedad de los inmuebles de la persona fallecida (escrituras de compraventa, contratos privados etc.).
  • Recibos del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).
  • Certificados emitidos por las entidades bancarias donde el fallecido tenía cuentas, para que reflejen el saldo.
  • Otra documentación sobre deudas o bienes del fallecido: escrituras de hipotecas, préstamos etc.
  • Certificado de titularidad del vehículo del fallecido, emitido por la Dirección General de Tráfico.

La partición de una herencia es un trámite delicado en el que pueden surgir problemas entre los herederos, por ello es aconsejable recurrir a la ayuda de una persona externa que pueda ver la situación con objetividad y realizar un reparto justo. Si necesitas ayuda con la partición de una herencia no dudes en llamarme.

Legal por Naturaleza:

Soluciones legales a nivel nacional e internacional.

error: Content is protected !!